Al menos una vez en la vida

Este espacio debería titularse Nada que decir. Y después de recomendar silencio y soledad, apagar la pantalla, la radio y el teléfono.